CD CALAHORRA 2  SD LOGROÑÉS 0: Mucho respeto y el Calahorra mereció la victoria.

Las ideas de la SD Logroñés eran claras: Esperar, robar, salir y buscar pelotazo a sabiendas que Gonzalo juega muy adelantado. El Calahorra muy bien colocado en el campo y en esos primeros 30 minutos demasiado balón horizontal y poca chicha. Entre otras cosas, porque los tres de arriba, andaban bastante temerosos. Luego la SD Logroñés ha ido equilibrando el dominio y sin asomarse mucho por el área se veía más ambición.

La segunda parte ha comenzado lo mismo que los últimos quince de la primera. Mayor dominio del Calahorra sin grandes oportunidades y  juego en el centro del campo. Ha llegado la jugada “del partido” y la ha empujado “el jugador del partido” junto a Almagro. Si alguien iba a meter la pierna en el área, iba a ser Cristian y Cristian la ha metido. Luego con el marcador más claro en contra, la SD Logroñes ha abierto el campo,  se han ido sumando y montando en el carro, jugadores que no habían aparecido demasiado… Rodrigo, Michel y Binke. Luego con el gol de penalti, el Calahorra ha jugado todavía más tranquilo.

La SD esperaba más que ser ordenados y poco ha tenido que intervenir Gonzalo y lo que ha llegado lo ha resuelto bien. Ha faltado asalto de líneas donde Sito, se ha limitado más  a jugar para atrás y Chacón ha subido algo más. Arpón, Rojas y Herce han sido superados en el centro por un gran Almagro, Barace y que con Goñi,  el equipo es mucho más equilibrado.

Hay detalles que delatan el tener un partido estudiado. Si Ledo es un jugador que en el juego aéreo, crea problemas…ha ido al remate y lo cogía el primero que estaba…no le ha llegado, pues mejor para el Calahorra.

Lo mejor en la SD los centrales Liebana y Ledo y el incordio de Leo. Herce y Losa han pasado desapercibidos esta tarde. En el Calahorra Cristian y Almagro, junto con Barace y Goñi. El árbitro ha estado a tono con el partido, de mucho respeto y un poco “flojeras”.

Lo peor…un pequeño incidente en los banquillos, propios de partidos cargados de tensión y luego al final del partido si ha pasado algo…ya no estaba. Ha ganado quien más lo ha merecido.